¿Cómo ha evolucionado el desempleo en Ecuador?

Desempleo en Ecuador

Ecuador es un país en vías de desarrollo que ha venido enfrentándose a ciertos problemas que dificultan el conseguir una mejor calidad de vida para la población. Una de estas dificultades es el desempleo; el cual al igual que otros indicadores como la pobreza, han empeorado debido a la crisis ocasionada por la pandemia y a las medidas de restricción que trajeron consigo el cierre de diversos negocios ocasionando el despido de muchos trabajadores.

Debido a que este es un problema que aqueja a toda la población uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible se enfoca en el Trabajo decente y el crecimiento económico ya que por ejemplo según cifras de la OIT alrededor de 204 millones de personas estaban desempleados para 2015; lo cual es una cifra bastante alarmante.

En el caso de Ecuador de acuerdo con las cifras de la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo (ENEMDU); para finales del 2020 solo un 30,8% de los trabajadores poseía un trabajo considerado adecuado; situación que se volvió más crítica debido a la pandemia ya que muchos negocios cerraron y hubo altos despidos de personal; siendo así que de diciembre de 2019 a diciembre del 2020 el número de personas con un empleo adecuado disminuyó en 8,8 puntos porcentuales. Por otro lado; la tasa de desempleo pasó de 3,8% en diciembre de 2019; lo que significaba 311.134 personas; a 5% en el mismo mes de 2020, que representa más de 401.305 personas, lo que demuestra el estado deteriorado del mercado laboral.

También es importante tener consideración la evolución histórica de este indicador donde mientras que para 2016 la tasa de desempleo era de 5,2 %, para 2017 se redujo a 4.6% y siguió con tendencia a la baja hasta 2018 donde fue de 3,7%. No obstante, a partir de 2019 con 3,8% empezó a incrementar llegando a 5% en 2020.
Mientras que la tasa de subempleo se incrementó de 17,8 % en diciembre de 2019 a 22,7 % en diciembre de 2020. Por otro lado, la tasa de empleo adecuado pasó de 38,8% en 2019 a 30,8% en 2020.

Es fundamental destacar que debido a que siguen muchas restricciones; se siguen suscitando despidos laborales y debido a la reducción de la jornada laboral los salarios están disminuyendo; por lo cual es importante que los Gobiernos Autónomos Descentralizados como entes encargados de regular las medidas para contrarrestar la pandemia dentro de su campos de actuación determinen políticas que permitan no solo reestablecer los negocios en deterioro, sino también crear espacios para los nuevos emprendedores los mismos que se han incrementado por falta de un trabajo formal producto de la pandemia, puedan laborar en mejores condiciones.

Compartir

Deja un comentario