La Investigación, Desarrollo e Innovación en Ecuador

La Investigación, Desarrollo e Innovación en Ecuador

El concepto de investigación y desarrollo más innovación (I+D+I) es la evolución a la tradicional conceptualización de investigación y desarrollo (I&D).

La incorporación de la innovación como una variable independiente se fundamenta en la necesidad de aplicar los avances y desarrollos tecnológicos para mejorar los procesos de producción. Esta diferenciación permite establecer una distinción entre ciencia pura y ciencia aplicada, donde la primera busca abrir nuevas fronteras al conocimiento, mientras que la segunda busca resolver los problemas de un determinado grupo humano.

La predisposición y habilidad para la investigación de determinada sociedad puede medirse desde un enfoque macro al revisar los presupuestos nacionales asignados a la investigación. Respecto a este tema, las brechas entre países desarrollados y países en desarrollo es muy significativa. Por ejemplo Corea del Sur destina 4,3% de su presupuesto en investigación; Israel 4,25%; Japón 3,14%; Alemania 2,9%; Estados Unidos 2,7% y China 2,11%, mientras que en América Latina el presupuesto no sobrepasa el 1%, con excepción de Brasil que invierte 1,2% del PIB en investigación.

En este rubro Ecuador asignó aproximadamente 0,43% en 2018. El índice de innovación global del 2019 indica que en el ranking mundial Ecuador se encuentra en el puesto #99. Las líneas de investigación son muy escasas y las últimas encuestas sobre actividades de ciencia y tecnología fueron realizadas en el 2015. Es necesario que el país promueva la cooperación entre el sector privado y las academias del gobierno para que existan líneas de investigación con un mejoramiento continuo.

Por otro lado, a nivel de los sectores empresariales, la I+D+I se mide en la capacidad de las empresas de generar nuevos productos para satisfacer las necesidades de nuevos mercados; encontrar nuevas formas de realizar las actividades en menor tiempo y costo; identificar nuevos canales y formas de distribuir sus bienes y servicios; establecer sistemas que permitan la eficiencia de los procesos; elaborar nuevas formas de comunicar la propuesta de valor a los clientes, entre otras.

El problema es que muchas empresas no perciben la importancia de innovar y prefieren acomodarse y enfocarse en prácticas tradicionales que a largo plazo conllevan al fracaso de la empresa. Por otra parte, existe un gran número de empresarios que está consciente de la significancia de la I+D+I, sin embargo no saben cómo hacerlo.

Dentro de los conceptos empresariales más importantes para lograr el éxito se encuentra el “Apalancamiento”. Este término hace referencia a la utilización del tiempo y recursos de terceros para lograr el cumplimiento de mis propios objetivos, visto de otra forma esto puede ser utilizar dinero de crédito para invertir o utilizar el trabajo de alguien más para ejecutar mis tareas.

A pesar del alto rendimiento, la investigación, el desarrollo y la innovación tiene un costo, y requiere de mucho tiempo y experiencia para alcanzarla.

Es por ello que las empresas deberían asignar dentro de sus presupuestos anuales un rubro para la contratación de servicios de consultoría e investigación, de tal forma que puedan establecer sistemas integrados de inteligencia comercial que permitan al empresario estar al tanto de las exigencias de su mercado, lo cual se traduce en mejores decisiones que conlleven a resultados más cuantificables y medibles.

BIBLIOGRAFÍA

https://www.eluniverso.com/noticias/2019/08/09/nota/7462626/financiamiento-investigacion-desarrollo-es-limitado-pais

https://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/sociedad/4/investigacion-desarrollo-e-innovacion-i-d-i-en-el-ecuador

Publicaciones del autor